Cómo luchar contra Poison Avy, la planta que puede arruinar tu verano

El microbiólogo John Jelesko ha aprendido a tomar precauciones cuando está cerca de Poison Avy. (Cortesía de John Jelesko)

Fue un encuentro cercano en 2012 lo que hizo que el microbiólogo John Jelesko se interesara en la hiedra venenosa conocida como Poison Avy.

El profesor asociado de Virginia Tech estaba cortando un árbol caído con una motosierra eléctrica. De lo que no se dio cuenta fue que el cable de la máquina se había enredado en esta planta. Al final del día, mientras lo enrollaba alrededor de la palma y el codo, inició sin saberlo un experimento científico que le hizo dar un dramático giro en su carrera.

“En 48 horas, tuve un caso clásico de reacción a la hiedra venenosa en mi brazo. Y como científico, dije, ‘Esto es interesante, ¿qué tan malo puede ser? Simplemente lo dejaré sin tratar y veré qué pasa'”, recordó. “En aproximadamente dos semanas, había aprendido cuán incómodo podría ser el sarpullido que causa Poison Avy”.

Incómodo suena como una subestimación. Jelesko dijo que, durante esos días, apenas pudo dormir mientras luchaba contra el impulso de “arrancarme la carne por la comezón que sentía”. Al final, fue a su médico, quien le recetó esteroides orales.

La experiencia generó años de investigación sobre una planta a la que llama una “desconocida familiar”. Desde aquélla reacción en su piel, Jelesko ha estudiado la sustancia química llamada urushiol, que desencadena esa terrible erupción y la biología de la planta en general.

Lo difícil de esta hiedra venenosa, dijo Jelesko, es que la planta es altamente adaptable y puede tomar muchas formas diferentes en entornos distintos.

“Es notable”, dijo, con una sonrisa. “Hay una enorme cantidad de cosas sobre esta planta que desconocemos”.

A continuación, el científico ofrece ideas para reconocer a Toxicodendron radicans, el nombre científico de Poison Avy, antes de arriesgarse a tocarla, y qué hacer si es demasiado tarde.

Conozca las formas de las hojas

Las hojas de Poison Avy pueden tener muchas formas, incluso en una misma planta. Estás a salvo si la planta tiene espinas, la hiedra venenosa no tiene, pero a veces tiene bayas blancas.

¿Puedes reconocer esta hoja?

Todos estas (ver foto) son la misma molesta planta que causa la erupción. Las hojas de la hiedra venenosa a veces aparecen con bordes dentados o lobulados, y otras veces son lisos.

(En el sentido de las agujas del reloj, desde arriba a la izquierda), la hiedra venenosa con bordes lisos; con bordes irregulares; con hojas redondas y con hojas con muescas. Todas las imágenes fueron tomadas en un sendero en un parque estatal en la meseta Cumberland de Tennessee. (Blake Farmer/WPLN)

La misma planta, muchas formas

La hiedra venenosa puede presentarse en forma de vid o como un arbusto. Cuando las vides maduras trepan por un árbol, su forma puede incluso parecerse a la del árbol anfitrión. La simple acción de mover una rama, puede hacer que la persona lo pague caro unos días más tarde, cuando aparezca la erupción.

La última investigación de Jelesko, que aún no se ha publicado, halló que en las ciudades la hiedra venenosa tiende a crecer como una vid trepadora, mientras que, en el bosque, la mayoría de las plantas son enredaderas que se diseminan por el suelo. Y la hiedra venenosa es mucho más prevalente en “paisajes modificados por los seres humanos” que en el medio del bosque.

Algunas vides de hiedra venenosa pueden ser francamente impresionantes por su tamaño, como la de este video.

Poison Ivy puede crecer como una vid rastrera en el suelo. (Blake Farmer/WPLN)

Qué hacer cuando esta planta tramposa gana…

Si crees que has tocado una planta venenosa, sigue estos consejos para aliviar el problema. Por supuesto, la prevención es la mejor ruta. Ahora, John Jelesko usa un traje Tyvek protector y dos pares de guantes cuando tiene que limpiar las malezas de Poison Avy. Pero tu última línea de defensa puede ser:

  • Lava el brazo o la parte de tu cuerpo que haya tenido contacto con la planta con agua y jabón. Esto tiende a prevenir que el veneno pase a otras personas.
  • Presta atención a una erupción roja con rayas en los primeros días, especialmente si ya has tenido una reacción a la hiedra venenosa. Para los novatos, la erupción podría tardar una semana en desarrollarse. Para las víctimas a repetición, puede comenzar a aparecer en uno o dos días. En lugar de generar inmunidad, las exposiciones múltiples pueden volver a alguien más sensible, preparando al sistema inmune para producir una respuesta más “robusta”, dijo Jelesko.
  • Cuando aparece una erupción, los dermatólogos recomiendan calmarla con cremas para la picazón o corticosteroides.
  • Y si te pones realmente mal, ve al médico, especialmente si la erupción involucra áreas sensibles como la boca o los genitales.
  • Pero los esteroides y el medicamento contra la picazón no resuelven todo el problema. Un investigador de la Universidad de Duke descubrió que parte de la respuesta del cuerpo involucra una proteína conocida por inducir inflamación en la piel, “excitar” las fibras nerviosas de la piel y enviar señales de picazón al cerebro. Un anticuerpo que contrarresta la proteína se encuentra actualmente en un ensayo clínico con humanos para determinar los posibles efectos secundarios.
  • Si tu cachorro te acompañó en la excursión que te expuso a la hiedra venenosa, no te preocupes. Los perros no son alérgicos, pero su pelaje definitivamente puede contener el aceite irritante y transferirlo a sus dueños, por lo que acaricia a tu perro con precaución después de caminar por zonas en donde está Poison Avy. Los científicos no han encontrado muchos animales que reaccionan a este veneno como los humanos, aunque los ratones de laboratorio parecen ser lo suficientemente alérgicos para avanzar con la investigación.

Esta historia es parte de una asociación que incluye a Nashville Public Radio, NPR y Kaiser Health News.

Related Topics

Noticias En Español Public Health