Con reportes parciales de los estados, el panorama de COVID-19 en el país es borroso

Una científica del laboratorio de virología de la UW Medicine en Seattle revisa muestras de material genético purificado para detectar casos de COVID-19 el 11 de marzo de 2020. (Dan DeLong para KHN).

Varios estados informan solo resultados positivos de la prueba para COVID-19 de laboratorios privados, una práctica que pinta una imagen engañosa de la velocidad de propagación de la enfermedad.

Por ejemplo, Maryland, Ohio y otros están publicando los números de nuevas pruebas positivas y de muertes, pero no informan los resultados negativos, lo que ayudaría a mostrar a cuántas personas se evaluó en general.

“Esto es importante, porque da una falsa sensación de lo que está sucediendo en un lugar en particular”, dijo el doctor Eric Topol, director del Scripps Research Translational Institute. Agregó que se debería exigir a los estados que reporten resultados positivos y negativos para que expertos en salud pública puedan revisarlos.

“Todos los datos deberían estar juntos. Debería ser automático”, enfatizó Topol.

Muchos estados muestran una imagen más completa de los datos de la pandemia, incluido el número total de pruebas ejecutadas y las que arrojan resultado negativo.

El COVID Tracking Project, un esfuerzo privado para recopilar información de pruebas en todo el país, ha encontrado al menos nueve estados que han reportado resultados completos solo de los laboratorios estatales, o faltan algunos informes sobre resultados negativos.

Melanie Amato, secretaria de prensa del Departamento de Salud de Ohio, dijo que su estado solo está recolectando resultados positivos, ya que muchos laboratorios privados han comenzado a evaluar a los residentes. Hasta el martes 24 de marzo por la tarde, el estado reportó 564 casos confirmados, 145 hospitalizaciones y ocho muertes en su sitio web.

“No exigimos que los laboratorios privados informen resultados negativos sobre cualquier enfermedad infecciosa”, explicó. Cuando se le preguntó si esa política podría cambiar, dijo: “Esa es una discusión para más adelante”.

Del mismo modo, el Departamento de Salud de Maryland “actualmente informa solo el número de casos positivos. Estamos trabajando en un proceso para proporcionar oportunamente datos de número de pruebas”, dijo el departamento a KHN en un comunicado, y agregó:” Proporcionaremos información adicional tan pronto como esté disponible “. Hasta el miércoles 25 por la mañana, el estado informaba 423 casos confirmados.

En los estados que reportan todos los resultados de las pruebas, la tasa de infecciones varía ampliamente. Algunos informan que el 5% o menos de las pruebas son positivas, mientras que otros confirman el virus en el 10% o más de las muestras. Los resultados pueden cambiar. Hasta el martes, Utah reportó 346 casos confirmados de 6,837 evaluados, o alrededor del 5% de resultados positivos. Las autoridades señalaron que algunos resultados pueden tener un retraso de hasta 72 horas.

Los funcionarios de Florida habían realizado 10,338 pruebas hasta el domingo 22, de las cuales 1,007 fueron positivas, a una tasa de poco menos del 10%. Autoridades dijeron que se asociaron con laboratorios comerciales para “aumentar la cantidad de pruebas realizadas cada día y garantizar que los floridanos reciban la información crítica de salud que necesitan de manera oportuna”.

Hasta el lunes 23 por la tarde, el estado de Washington, golpeado fuerte por el coronavirus, había reportado 2,221 resultados positivos de pruebas y 31,712 negativos, con una tasa positiva de 7%. El estado también informó 110 muertes.

Tener una imagen más completa en esos estados que limitan los informes “podría proporcionar información útil sobre el seguimiento de la transmisión y el tiempo”, dijo Charles Root, veterano consultor de laboratorios en Chicago.

La Oficina del Cirujano General de los Estados Unidos tuiteó el domingo: “no todos los laboratorios informan todavía (o puntualmente), pero los que sí lo hacen, informan que el 90% de las pruebas (que generalmente son personas expuestas o con síntomas) son #COVID19 negativas”. Eso significa que incluso entre las personas de mayor riesgo, la mayoría no tiene #coronavirus…”

No está claro cómo las autoridades federales se están ajustando al subregistro de pruebas negativas, lo que podría empañar lo que realmente está sucediendo en todo el país.

El lunes 23, el grupo de trabajo de la Casa Blanca tomó medidas para aumentar los informes a nivel nacional.

“También hoy les recordamos a los gobernadores que todos los laboratorios estatales, todos los laboratorios de hospitales ahora están obligados por ley a informar los resultados de las pruebas de coronavirus a los CDC”, dijo el vicepresidente Mike Pence, según una transcripción de la sesión informativa de la Casa Blanca.

Topol dijo que la nación perdió un tiempo precioso al no reunir los recursos para evaluar a un gran número de personas en los últimos dos meses y contar todos los resultados.

“Deberíamos estar haciendo una evaluación masiva, un millón de personas al azar por edad y sexo para analizar”, dijo. “Si hacemos eso, obtendríamos respuestas. Hasta entonces, no tenemos ninguna pista. Todo está muy borroso”.

Para complicar aún más las cosas, los criterios para evaluar a las personas han cambiado a medida que los casos de COVID-19 se dispararon.

En un sitio de pruebas al paso en Nueva Jersey, el lunes 23, un letrero electrónico mostraba el mensaje: “No síntomas. No prueba”. Otras áreas han permitido a los médicos ordenar pruebas cuando las personas sospechan que podrían haber estado en contacto con alguien que tenía la enfermedad.

El sitio web de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) dice: “No todos necesitan hacerse la prueba de COVID-19”.

Los CDC también señalan que la mayoría de las personas tienen una forma leve de la enfermedad y que se recuperarán en casa, y agregan que “no existe un tratamiento específicamente aprobado para este virus”.

Las decisiones sobre las pruebas “son a discreción de los departamentos de salud estatales y locales y/o los médicos”, dice. La agencia señala que los adultos mayores y las personas con afecciones médicas crónicas y/o un estado inmunocomprometido pueden estar en “mayor riesgo de malos resultados”.

Y a medida que la enfermedad se ha propagado, las áreas afectadas han pedido que se reserven las pruebas para las personas en el hospital y los trabajadores de la salud, tanto para garantizar que puedan permanecer en el trabajo como para conservar el equipo de protección.

El ex comisionado de la Administración de Drogas y Alimentos (FDA), Scott Gottlieb, en un tuit la semana del 16, señaló que la cifra nacional del 10% para resultados positivos de las pruebas es “significativamente mayor” que en el Reino Unido, Corea del Sur y China.

“Hasta que veamos una disminución significativa de la tasa de positividad, todavía no estamos evaluando lo suficiente”, escribió Gottlieb.

Related Topics

Noticias En Español Public Health States